Bodega Pazos del Rey

Reivindicando la singularidad de ‘La Cenicienta’ gallega

Pazos del Rey reivindica la singularidad de su origen, Monterrei, la denominación menos conocida entre todas las comarcas vitivinícolas gallegas y que durante algún tiempo se conocía como “La Cenicienta gallega”.

Sin embargo, la zona ha demostrado a lo largo de los años su enorme potencial debido a la excepcional combinación entre suelo, clima y variedades. Se trata de la única zona de elaboración vinícola en Galicia cuyo territorio pertenece a la cuenca del Duero, ya que se ubica en la frontera portuguesa a solo 120 km de localidades como Pinhao, corazón de los vinos del Douro. A ello se une que conserva la influencia oceánica, una combinación muy favorable para el cultivo de variedades tintas.

La característica más interesante que encontramos en esta zona es su gran diversidad de suelos, unida a los microclimas en las laderas, donde se encuentran la mayor parte de los viñedos con los que elaboramos nuestros vinos.

Los viñedos con los que trabajamos están situados en las “ladeiras” del valle y, la mayoría, son terrenos pobres y poco profundos con suelos arcilloso-arenosos y de base de pizarra y esquistos.

Nuestra andadura en esta zona comienza en 2007, cuando fijamos nuestra atención en el carácter peculiar de su tierra. Sin embargo, la historia de la bodega constituye el germen de la D. O. Monterrei. Fue construida en 1965 y se concibió como una cooperativa a la que acudían la mayor parte de viticultores de la zona que llegaron a aportar un total de 4.000.000 de litros en los años 80. El colosal engranaje que en esta época se movía en torno a Pazos del Rey empleaba a un total de 600 personas por lo que era un auténtico pulmón económico para la comarca.

Tras unos años de declive, se volvió a un concepto de bodega más pequeña y ajustada al mercado, primando la calidad por encima de las grandes producciones. Por eso, en la década de los 90 se construyó una pequeña bodega moderna con las tecnologías que permitían elaborar vinos de calidad.

Hoy en día en la bodega es posible visualizar este pasado esplendoroso económicamente para la comarca y las instalaciones, ya en desuso, de aquella cooperativa. Un auténtico viaje al pasado a partir del cual miramos hacia un futuro que pasa irremediablemente por reflejar la enorme peculiaridad de esos pequeños viñedos en ladera y su enorme variedad de orientaciones y de suelos.

viñas bodega pazos del rey
uvas viñedo pazos del rey
viñedo pazos del rey terraselecta